Risotto de trigo con guisantes frescos

Me gustan los risottos y más cuando llevan queso parmesano y están muy cremosos. En mi día a día no los preparo por falta de tiempo y también porque evito todo lo que puedo algunos ingredientes que con el tiempo he visto que  si no los consumo me favorecen.
Este tipo de risotto no necesita el mimo ni el cuidado que necesita el risotto tradicional, es una receta práctica y perfecta para preparar durante la semana, no busco liarme mucho, prefiero cocinar algo rico y rápido para incorporarme de nuevo al trabajo.
Otra ventaja es que sólo necesitas 10 minutos de cocción para preparar este plato, es lo que tiene preparar este risotto con trigo tierno y es una excelente alternativa al arroz o a la pasta.
Hace unos días compré guisantes frescos, en total unos 800 gr de vainas de guisantes, una vez limpias salieron unos 325 gr de guisantes. 
Para dar más sabor al arroz prepararemos algo parecido a un pesto de guisantes con menta que añadiremos a la cocción, pero como me sabía mal triturar los guisantes frescos lo hice con guisantes congelados.
Ingredientes:
200 gr de trigo tierno
caldo de verduras Aneto Natural
200 gr aprox de guisantes frescos ( el resto los guardas para una ensalada)
100 gr de espinacas baby
1 cebolla picada finamente
1 ajo picado
aceite de oliva
sal
5-6 hojas de menta
100 gr de guisantes cocidos congelados
***
En una cazuela poner un poco de aceite y hacer un sofrito con la cebolla y el ajo picados finamente y saltear hasta que esté blanda.
Agregar los granos de trigo tierno y remover un par de minutos e incorporar el caldo hasta cubrir. 
Bajar el fuego y dejar que vaya cociendo poco a poco unos 5 minutos.
 Mientras  poner en un vaso batidor los guisantes congelados cocidos, las espinacas y las hojas de menta y triturar hasta que esté fino.
Verter la mezcla triturada en la cazuela del trigo y mezclar bien, añadir los guisantes frescos y un poco más de caldo hasta obtener la textura deseada, dejar cocer 5 minutos más y rectificar de sal si hace falta.
Listos!!!
Si lo deseas puedes añadir un poco de queso parmesano o parmesano vegano.
Idea: Con las vainas bien limpias de hilos y bien lavadas puedes aprovecharlas para preparar una crema con sabor a guisantes.Una vez cocidas alrededor de 25-30 minutos y bien trituradas tendrás que pasar la crema por un colador chino para filtrar todos los hilos y de esta manera quedará suave y fina.

Los comentarios están cerrados en el blog pero puedes dejar un comentario de esta receta o cualquier duda en mis redes sociales como Facebook o Instagram 

back to top