Coca de panadería.


En nuestra memoria siempre guardamos buenos recuerdos, aunque tengan muchos años, son recuerdos que me gustan revivir, y mis recuerdos florecieron con esta coca de pan  o de forner. Cuando era pequeña en junio cuando acababa el colegio ya nos íbamos toda la familia al campo a pasar  todo el verano, entonces nunca hice cursos de verano, ni colonias,etc, mi madre no trabajaba y mi padre hacía más kilómetros que un taxista, unos días se quedaba en Barcelona y a final de semana se unía con  la familia.

Durante las vacaciones me pasaba el día en la piscina, en bicicleta, jugando al escondite y lo mejor poder salir al jardín de noche en pijama, creo que para mi era como ahora cuando mi hija mayor me pide para salir, bueno igual no, ella me diría que lo suyo es más guai!!!Jaja.!!!

Mis meriendas no eran muy variadas, entonces no comíamos pastelitos industriales etc alguna vez nos hacían a todos, por qué nos juntábamos con los primos, pan con nocilla, pan con jamón, pan con chocolate, galletas con chocolate, pan con quesitos, sobre todo pan.... y coca...la coca de forner de la panadería del pueblo...Ohh!!como la recuerdo, a veces llegaba calentita y crujiente.

Ahora cuando vamos a casa de mis padres, mi padre la compra alguna vez para todos los nietos y cuando la desayuno me veo con mis coletas y vestidito corto sentada en el banco disfrutando de ella.

La receta la busqué durante algún tiempo,  hasta que un día vi que la publicaba Judith de El món de Juju, me hizo tanta ilusión que aquella misma tarde me ponía con ella.

Es una coca que huele a verano, a vacaciones, a final de curso y a pan, deja en la cocina un olorcito que invita a comerla casi caliente.

Gràcies Judith!!!! per fi la he publicat!!!!



Ingredientes: 500gr de harina, 10gr de levadura de panadero, 1 cuch. sopera de aceite, 1 cuch. postre de sal, 1 vaso de agua templada, 50 gr de piñones, canela, azúcar y anís.

Se puede amasar a mano, yo la he hecho con la K.A, con la pala de amasar. Ponemos en el vaso la harina, y los otros ingredientes menos el aceite, la levadura la disolvemos con un poco de agua. Mezclamos bien los ingredientes y tapamos con un trapo, dejamos reposar unas tres horas.

Pasado este tiempo añadimos el aceite, lo integramos bien a la masa y le damos forma de coca.

Repartimos por encima de la coca azúcar, los piñones (Judith ha puesto almendras picadas) y la ponemos en el horno previamente calentado a 200º unos 20 minutos. (no he puesto canela)

Una vez la sacamos del horno le tiramos por encima un chorrito de anís.



Ya véis sin complicaciones, natural, crujiente, calentita y....con chocolate. como en los viejos tiempos!!!!
© Chez Silvia | Theme by Maira G.