Carquiñolis de parmesano y pimienta


                                 


Los carquiñolis o carquinyolis, son unas pastas típicas de Cataluña,Baleares, País Valenciano, Aragón y de alguna zona de la Toscana y Sicília.

Aunque en todos estos lugares los pueden hacer algo diferentes, casi todos llevan harina, huevos, azúcar y almendra.

Me acuerdo que de pequeña no me gustaban, para mi eran las típicas pastas que tenían todas las abuelas en casa y cuando me las ofrecían me preguntaba si todas las abuelas de Barcelona en sus cocinas sólo habían carquiñolis y por qué no nos ofrecían a los niños otra cosa.

Mi hermana se los comía y yo muerta de hambre me quedaba con las ganas, y encima al final mi madre me decía que cuando una persona mayor te ofrece algo, hay que aceptar y dar las gracias, entonces yo le decía que las gracias ya las daba pero con un "no" delante....igual me pasaba con los caramelos.

Los años han pasado....y mucho, y con los caramelos me sigue pasando igual, nunca como nada por el estilo, ni chuches, gominolas etc, pero servirme un té con un carquinyoli, os diré que si y gracias:))


Lo más bueno es que me reconcilié con ellos hace no muchos años y no fue con un café o té, sino triturados en un risotto, si si!!! RISOTTO!!!.
Probarlo un día....risotto de calabaza y en el momento de servir espolvorear con un carquiñoli triturado....ya me contaréis, o hacer una picada, la típica de frutos secos, ajos y galleta para espesar una salsa, sustituir la galleta por un carquiñoli, o en la salsa romesco.....

Vamos al tema, ya veis que os hablo más de los carquiñolis en platos salados que dulces, y por eso he girado la receta por completo, estos llevan harina, huevos, sal, queso parmesano y pimienta, creo que tiran más a italianos que a los tradicionales, pero aunque diferentes deliciosos para comer como si de un bastoncito de pan se tratara o para acompañar quesos untables.



                                 


El reto de este mes Memòries d´una cuinera, nos propone nuestra versión de carquiñolis, tanto dulces como salados, esta vez me he decantado por los salados.

Ingredientes: 2 tazas de harina, 1cucharada de Royal, 1cucharada de sal, 1/2 taza de queso parmesano rallado,pimienta molida, 1/3 de taza de mantequilla fría cortada a dados, 2 huevos batidos y 1 taza de leche (*)

En un bol o amasadora, poner la harina, el Royal, sal y pimienta, queso rallado y mezclar, añadir la mantequilla a cortada a dados y ligarla con los dedos hasta que la harina parezca harina gruesa.

Añadir los huevos batidos y mezclar hasta integrarlos, por último ir añadiendo la leche (*), pero poco a poco, amasar e ir añadiendo a medida que la masa os lo pida, puede que no necesitéis poner toda, depende de cada harina.

Tiene que quedar una masa manejable y elástica, le damos forma de barra, la pintamos con huevo batido y si se quiere se puede poner por encima queso rallado. La ponemos en el horno precalentado a 200ºC entre 30-45 minutos, a media cocción le damos la vuelta.

Cuando esté dorado, sacamos la barra del horno, esperamos unos 10 minutos y con un cuchillo de sierra cortando al bies vamos haciendo rebanadas de pan que iremos poniendo de nuevo en la bandeja del horno.

Hornear por ambos lados hasta dorar y que queden crujientes.


Están para comer solos, para acompañar quesos, embutidos, para aperitivos, con lo que más os gusten.

© Chez Silvia | Theme by Maira G.