Puding de chocolate y vainilla

Os presento un puding delicioso del libro de Xavier Barriga, "Recetas caseras con pan de ayer", libro que gané en el concurso que organizó Con las zarpas en la masa, a la mejor fotografía. Pues bien, muchos ya sabéis que el día de la nevada, mi hija llegó a casa a comer con 4 amigas, de buena mañana como ya se avecinaba una mañana movidita ya me dispuse a poner un caldo con mi olla de 5l, y de postre preparé unas natillas que ya publicaré en unos días y este puding de chocolate.



No soy de celebrar el día de los enamorados, una lo está hace 25 años, 18 de casada y el resto de noviazgo,  soy la mujer y madre más feliz del mundo y en cualquier momento o cualquier día, puedo organizar comida, desayuno o he llegado a sorprender a mi marido con un paté, unas tostadas, una botella de vino y como mesa el suelo con cojines para crear un ambiente romántico, pero entiendo que a mucha gente le guste.

Como se suele comer algo de chocolate y algo de fresas o fruto rojos, he aprovechado el puding del día de la nevada como idea a un postre rápido y deliciosamente enamoradizo:))

Ingredientes: 225gr de pan duro o bollería seca,700ml de leche, 4 huevos, 125gr de azúcar, puede ser integral,150gr de chocolate negro cortado, vainilla (la receta original canela), mantequilla para untar el molde.

Cortar el pan o la bollería en trozos, no hace falta que sean pequeños.
Poner el chocolate  partido en trozos en un bol.
Calentar la leche y cuando empiece a hervir, apartar del fuego, añadirla al bol que hay el chocolate troceado, no tocarlo y al poco rato mezclar bien todo hasta conseguir una mezcla homogénea.
Añadir el pan o bollería al bol de la leche y chocolate para que se empapen bien, dejar así unos 20 minutos, ir chafando la bollería o pan con un tenedor, y añadir la canela o vainilla.   Precalentar el horno a 180ºC.
Mientras batir los huevos con el azúcar, hasta que queden bien espumados y añadirlos al bol de la leche y pan, mezclar bien.

Engrasar el molde con un poco de mantequilla, y llenar hasta las 3/4 partes de su capacidad, hornear unos 30-40 minutos, empezar a comprobar a los 30 minutos con una aguja, si sale húmeda dejarlo un rato más.

Dejar enfriar un poco y desmoldar.


Es realmente bueno,  en el centro he puesto estas flores pero a la hora de servirlo he puesto fresas y arándanos, un toque ácido que le va de maravilla.

© Chez Silvia | Theme by Maira G.