Rape a la importancia



La semana pasada compré pescado como de costumbre, fui a la pescadería sin ninguna idea, prefiero comprar lo que veo en la parada, a veces me encuentro gratas sorpresas y de vez en cuando compro algún que otro capricho, por ejemplo me encantan los berberechos, para hacerlos al vapor. Esta vez me quedé un rape entero, estaba muy bien de precio, muchas veces al llegar a casa lo congelo y lo cocino otro día. 
Según que días, de repente cuando estoy pensando que hacer de comer o cenar, tengo como un "avisador" de comidas, no se si os pasa igual pero el mismo estómago me pide un alimento en concreto, me pasa muchas veces, por ejemplo tengo unas ganas tremendas de comer pescado, otras un buen filete y como no, ese trocito de chocolate que te lo comes como si no volvieras a verlo más en tu vida.

Pues bien,  el rape se me ocurrió hacerlo a la plancha, pero acompañado de unas patatas a la importáncia, que me vuelven loca. Es una receta sencillisima, pero presentada con gracia sale un plato de fiesta.





Ingredientes para 4 personas: rape cortado a trozos de un dedo (2 por persona), 8-10 patatas, cebollino, 2 ajos, perejil, pimenton dulce, aceite y sal.

Hervimos las patatas con piel hasta que estén cocidas, pelamos y las ponemos en un bol para chafarlas después.
En una sartén ponemos aceite,  dos cucharadas de pimentón dulce, y cuando se caliente lo mezclamos bien, añadimos el ajo picado y sofreimos un poco, tener el fuego bajo para que no se queme el ajo ni el pimentón.
Chafamos las patatas hasta hacer un puré espeso, salpimentamos, tiramos el aceite de pimentón y ajo y lo mezclamos bien, por último añadimos cebollino picado. Reservamos.

En otra sartén hacemos el pescado a la plancha como de costumbre, al gusto podemos poner ajo y perejil, sino sólo perejil y un chorrito de limón. Reservar en caliente.

Montamos el plato: con la ayuda de un aro hacemos una cama con las patatas, encima ponemos los trozos de pescado y regamos por encima con aceite de oliva o si os ha sobrado aceite de pimentón dulce.



© Chez Silvia | Theme by Maira G.